Una entrevista…


Me ha gustado mucho esta entrevista al autor de Tierra de esperanza, un canto a la emigración irlandesa hacia EEUU. Primero porque me ha recordado cosas, como esas carreteras, ay… Segundo, por lo que es: inspirada en una música (eso taaan irlandés); en una cartas; en unos personajes reales o realistas… Aunque no he leído […]

Llevadas y traídas


Foto de Trina en Pexels.

Hace unos días escribía aquí, a pelo, sobre El Táin y no me di cuenta de que quizá hay gente que entra en este blogo y no sabe lo que es eso. La verdad es que llevo tanto tiempo liada con esa historia que no me percaté; así que pido perdón a los que sí se dieron cuenta.

Os explico. Ya sé que está en la wiki, pero lo que yo os cuente es mejor que una mala traducción (garantía notengoabuelas).

De la muy rica literatura medieval irlandesa en lengua nativa, el relato más largo y complejo, y uno de los más antiguos, es el «Táin Bó Cuailnge», “Saqueo/Robo del ganado de Cuailnge” en español. En realidad “Táin” significa «conducción» o «llevada», pero como el relato tiene una clara orientación épica y heroica, un título así es apropiado. Lady Augusta Gregory, en su romántica interpretación de este cuento, “Cuchuláin de Muirthemne” (1902) lo llama «La guerra por el toro de Cuailnge».

El Cuailnge (anglizado Cooley) es un antiguo territorio al Noreste de Irlanda, en lo que hoy es la Peninsula de Carlingford. En el mapa, está a mano derecha, en el circulo azul. En el Conaille Muirthemne. Una antigua zona glacial que dejó en la tierra marcas en forma de profundas rías y montañas planas.

Territorio Ulaid. Foto + stickers, Mujerárbol. Desde F.J. Byrne, Irish Kings and High Kings, Londres, 1973.

El cuento narra una incursión de gentes de toda Irlanda, liderados por la Reina de los Connachta, Medb, y su marido, el sinsorgo Ailill, contra los habitantes del Ulster (Ulaid). Estos, en aquel momento, se encuentran atacados por una enfermedad misteriosa, que deja a los hombres del país inútiles para todo. Contra los invasores, solo un muchacho imberbe defiende la frontera: Cú Chulainn, el héroe del relato, libre de tal enfermedad.

El objetivo de los irlandeses es llevarse ganado (o un toro en concreto, según las versiones) que está en dicha comarca al sur del territorio Ulaid. Pero hasta que lo consiguen hay una serie de altos e el camino, paradas para charlar y escaramuzas entre el defensor y los atacantes.

Al final, los Ulaid se recuperan de su enfermedad, se reunen y plantan cara a los invasores en una gran batalla… y no puedo contar nada más, so pena de hacer un “spoiler”.

Leer más »

Divulgación de gran altura


Espléndida pieza de divulgación histórica a cargo de pedro Luis Chinchilla. Es de 2017, pero da igual porque las noticias de su web permanecen en la Historia. Para eso sirve esta cosaquenoesCiencia, la Historia: para conocer y no olvidar. No olvidar que somos humanos. *************** (Lo mismo que yo, que no sé donde habré puesto […]

El Táin perdido y hallado


S. Isidoro Hispalense, escultura por xxx en la escalinata de la Biblioteca Nacional, Madrid.

Se dice que el Táin fue traído de España a cambio de las Etimologías, que en Irlanda se denominaban el Culmen (es decir, “la cumbre del conocimiento”, así, en hiberno-latín). Se lo llevaron de España a Irlanda unos sabios que buscaban el Táin en la Península Ibérica, ya que su memoria había perdido los sucesos concretos de la famosa épica. Así lo dice la historia de El Hallazgo del Táin («Do faillsigud Tána bó Cúailnge») cuya redacción más antigua está en el Libro de Léinster, siglo XII.

Lo primero que salta a la vista es que los irlandeses pretendían haberse llevado dos cosas por el precio de una… El Táin, que era lo que buscaban, y las Etimologías. Así que, a lo mejor en vez de sabios, eran más bien hábiles comerciantes… Aparte de ese detalle, y de bromas, en esa historia lo que realmente se cuenta no tiene nada que ver con España ni con las Etimologías.

Así que hablemos de datos históricos. Lo cierto es que San Isidoro de Sevilla, (560–635 AD) debió escribir su obra en la primera mitad del s. VII. En ese momento, Irlanda se encontraba en plena “Edad de Oro” de escritura en lengua nativa y en Latín. Aunque es dudosa una fecha exacta, T. Ó Máille, en los años 20 del siglo pasado, consideraba que el libro debió llegar a Irlanda muy poco después de escrito. Esto no sería raro, precisamente por la vitalidad de dicha “edad dorada” y la proverbial movilidad de los sabios irlandeses.

Una prueba indirecta, es que en el monasterio de San Gall se conservaba una copia de las Etimologías en caligrafía irlandesa . Ya sabréis que el primitivo monasterio de San Gall fue fundado por uno de los compañeros de S. Columbano de Bobbio, notable peregrino, fundador y cascarrabias irlandés, polémico viajero por el Imperio Carolingio. Ese monasterio, hasta nuestros días, ha suministrado bastantes manuscritos relacionados con Irlanda y con su lengua nativa.

Finalmente, hay indicios del uso de las Etimologías -que deben mucho a la Retórica Clásica de la Antigüedad- en la obra atribuida al rey-obispo de Cashel, Cormac (siglo IX) llamada «El Glosario de Cormac» y también en el género literario irlandés denominado dindsenchas. Este trata de explicar el origen y significado de distintos topónimos de Irlanda y está hiper-representado en el Táin, precisamente, mediante truculentas historias que relacionan hechos y personajes de ese Saqueo mitológico con nombres de lugares.

******************************

Fuentes:

Ó Máille, T. : The autorship of the Culmen (Ériu 9, 1921).

Oroz Reta, J.,: Etimologías, Libros I-X. Ed. bilingüe. BAC. (Salamanca, 1982).

Barney, S.A.; Lewis, W.J.; Beach J.A. & Berghof, O. (eds.): The Etymologies of Isidore of Seville, (Cambridge: 2006).

“Por la gloria de Clonmacnois”


Buenos días, bienvenidos al bosque de las muchas hojas.

Ya habéis visto que en la pestaña Mi Novela hay una entrada nueva. ¡”Por la gloria de Clonmacnois” hace una segunda oferta con descuento directo!

No puedo decir mucho de la novela sin “hacer spoiler” como dicen ahora, así que… contaré algo histórico, para ir empezando.

La novela se basa en una realidad: la tradición acerca de la existencia de un libro titulado “El volumen del Lomo de Nieve” (Cín Drómma Snechta), cuyo título y posible autor recorría las “tertulias literarias” de los scriptoria irlandeses hasta el s XI. Se trataría de librito de pequeño tamaño -cosa de medio folio moderno- en el que habría estado… ¿qué? En la grandiosa recopilación del Lebar na hUidre (que se escribió en el s. XI-XII en Clonmacnois) aparecen varias historias que “habrían estado dentro” del Cin Dromma Snechta.

Pero hay que tener en cuenta que el LU se desencuadernó y se descuartilló desde el siglo XI-XII hasta el siglo XIX. Es decir, que le faltan bastante páginas y el orden medieval de las mismas está alterado… Thurneysen, a principios del siglo XX estableció una hipótesis sobre el misterioso “Volumen del Lomo de Nieve”, y hasta sale en la wikipedia… ¿Un libro perdido en el marasmo que vino a partir del s. XII? ¿O es que ese libro era como la supuesta novela escrita por Cide Hamete Benengeli que aparece en El Quijote, un tópico libresco medieval? Los irlandeses sabían de tópicos más que nadie, en ese momento…

El resto de “Por la gloria…” es imaginación: ¿de dónde salieron esas referencias al “Quinio del Lomo de Nieve” que se conservan en el Lebar na hUidre? ¿De una copia ya perdida o del original? ¿cómo era el original, dónde se encontraba? ¿querría su dueño prestárselo sin más al escritorio del gran monasterio, o tenía motivos para no hacerlo?

Genealogía y cargos monásticos de los Meic Cuinn en los Anales (según Kehnnel, 1997.)

Esto último recoge las preocupaciones del protagonista de “Por la gloria de Clonmacnois”, un personaje medio en la Historia, medio en la imaginación, como me gusta crearlos cuando escribo narrativa histórica. Máel Muire mac Célechar proporciona una buena base: un magister scriporium que está en la sombra de la Hª pero relativamente bien conocido su origen familiar.

¿Encontrarán el libro Máel Muire y sus compañeros?

Ahora podéis encargar la novela a 15 euros, pinchando en el botón de compra de Paypal que está en la columna de la izquierda.

El envío del libro llega directo desde la casa de quien esto suscribe (por lo cual es importante poner bien vuestra dirección postal) sin cargos por la compra y con un detallito personalizado que… ya me contaréis…

Cordial saludo a todos los que esto leyeren.

 

Kerne: guerrilleros irlandeses del s. XVI


Este texto lo obtuve de la edición resumida y en inglés de la obra de Felipe O’Sullevan Beare que mencioné en en otro post y se encuentra en el repertorio CELT de la Uni. Cork.
Matthew Byrne, el editor, juzgó bueno anexar unos apéndices de fuentes anteriores que describen hechos o cuestiones relacionadas con la Guerra de los Nueve Años, en cuyo contexto se enmarcaba la obra de O’Sullevan. Uno de tales fragmentos es el que viene a continuación. Procede de una obra inglesa del 1600 acerca de las campañas de 1599 en Irlanda. Fue editada por primera vez en 1843 (Tracts relating to Ireland, Ir.Arch. Soc. vol. II, pp. 7-8, Dublín).

Las ilustraciones, como no podía ser de otro modo, proceden del Derricke  y del famoso dibujo de Alberto Durero, que retrata a unos irlandeses al servicio de algún señor en Alemania.

Vamos con el fragmento de 1600:

Sus fuerzas son de tres clases: jinetes, “gallowglass” y Kernes.

Los jinetes están armados con una protección en la cabeza, camisas de malla o chaquetillas, una espada, una daga de doble filo y una lanza. Montan sobre cojines de cuero o almohadillas, sin estribos, y en esto se diferencias de nosotros: al encontrarse con el enemigo, no llevan los bastones o lanzas debajo del brazo, ni las apoyan de ese modo, sino que lo cogen por enmedio y lo llevan por encima del hombro, y así acometen. 
Cada jinete tiene dos o tres caballos, y cada caballo va con un criado: el caballo de servicio está siempre suelto y el criado, que lleva su arnés y su lanza, monta sobre el otro o sobre un trotón. 

Los “gallowglass” son hombres escogidos y seleccionados de grandes y poderosos cuerpos, crueles y despiadados. Ellos son la fuerza más grande en la batalla, pues escogen más bien morir que ceder, así que cuando se llega a luchar cuerpo a cuerpo, o son rápidamente muertos o vencen. 
Van armados con una camisa de malla, un casco y una daga de doble filo. El arma que más usan es un hacha o alabarda de seis pies de largo, cuya hoja es un poco como la cuchilla de un zapatero, y sin pica, cuyo golpe es mortal aunque sea ligero. Y así armados, cuentan con un hombre para que le lleve el arnés y un muchacho para que le lleve las provisiones, y por así decirlo son como para ser utilizados cuando se los necesita y ochenta de ellos forman un batallón (battell) de gallowglass.

Fuente: wikipedia.

El kerne es una especie de infante, ligeramente armado con una espada, una rodela de madera o un arco y un haz de flechas con cabeza dentada, o con 3 dardos que tiran con maravillosa facilidad y puntería, siendo un arma muy molesta para el enemigo, especialmente para los jinetes para quienes es mortal. En estos últimos años, han practicado con el mosquete y el arcabuz y se han hecho muy buenos y listos en disparar. Algunos, usan a los “dalonyes” o mozos de caballos como cuarta forma (de soldado) pues los llevan al combate; se trata de los más bajos y ruines de su país, y no menos útiles en el campo de batalla para dar de comer o peparar a los caballos que dañinos para el enemigo con sus dardos.

pintura antigua
Pintura escuela holandesa (1594)

Como la mayoría de las imágenes se repiten un poco por todas partes, os recuerdo la decoración de la tumba de la Abadía de Roscommon que salía en el documental de Focus, que enlacé hace unos días. Se trataba de una representación de “gallowglass” de época (s. XV) enmarcados en sendos arcos apuntados, en la tumba de Felim O’Conor. El motivo de estos guerreros acompañando a su señor más allá de la vida, parece que era algo normal en la escultura funeraria irlandesa.

Finalmente, en la imagen de la derecha, el kerne está idealizado al más alto grado.

No sé si es por tratarse de alguien “del otro bando” (?) o por que un caballero inglés (?) no anda por el mundo con los malos pelos de los verdaderos y bárbaros kernes.

¿No son monas las puñetitas y la valona de encaje que me lleva el señorito?

 

*******(ESTO ES UNA ACTUALIZACIÓN DE UN POST DE FEBRERO 2010, el formato de la entrada puede alterarse debido a los cambios en el html de WordPress)****